Logo_piel_expertos

home | piel sensible | sensibilidad en la piel

onicomicosis

Sensibilidad en la piel


Las pieles sensibles y delicadas se caracterizan por presentar constante comezón, enrojecimiento, tirantez y ardor. Esto es debido a que estos tipos de pieles por lo general pierden la barrera protectora natural.

Para evitar estos problemas, se recomienda utilizar productos desarrollados para respetar el pH de la piel, que no agreden su manto protector. Hoy en día existen varias marcas especializadas, desarrolladas para pieles sensibles, que ofrecen una amplia línea en cuanto a higiene, hidratación y protección y pueden utilizarse incluso cuando la piel esta bajo tratamiento medico.

Limpieza

Las pieles sensibles requieren limpiadores especializados que respeten su integridad y no dañen su manto protector. Por eso, estos no deben contener detergentes porque tienen pH muy alto que agreden, así como tampoco se deben utilizar perfumes, ya que algunos causan alergias.

La ciencia ha avanzado y hoy en día existen productos limpiadores con pH similares al de la piel que incluso tienen propiedades humectantes que limpian sin causar daño y ayudan a cuidar el manto protector.

Las pieles sensibles no son solo secas, hay personas con pieles grasas que reacciona fácilmente ante ciertos estímulos. Por eso marcas especializadas también tienen productos que remueven suavemente el exceso de grasa y brillo logrando una limpieza sin agresión.

Hidratación

Diariamente, la piel pierde humectación y ácidos grasos esenciales que en gran parte son sus componentes fundamentales. Esto genera resequedad, tirantez, acartonamiento, picazón o descamación el comienzo de enfermedades más severas. Para evitar y ayudar a la piel a recuperarse de estos problemas se han desarrollado productos con ingredientes de última tecnología que llevan efectivamente humectación a las células y reponen los ácidos grasos que la piel pierde. Todos estos ingredientes son seleccionado para que no produzcan alergias ni obstruyan los poros y realicen una acción profunda efectiva y duradera.

Protección

Los rayos ultra violeta del sol son uno de los principales enemigos de la piel, pues son los causantes del envejecimiento prematuro y en algunos casos generan cáncer y estimulan otras enfermedades.

Por estas razones, es fundamental utilizar diariamente una completa fotoprotección con productos que tengan en su fórmula varios filtros solares que brinden un amplio espectro desde el UVB al UVA .

Las pieles sensibles no deben utilizar cualquier fotoprotector, al igual que las pieles sometidas a tratamientos tipo laser, peeling o despigmentación. Para esto, hay marcas especializadas que brindan una alta protección con filtros que son altamente tolerables por las pieles sensibles sin generarles irritación, ardor o alergias.

Se recomienda buscar estas marcas especializadas y utilizar un factor mínimo de protección solar (FPS) de 50. Que por lo general son recomendadas por los dermatólogos.